Desde 2002

Su Guía para Viajar, Trabajar, Vivir y Estudiar en Nueva Zelanda

  Nueva Zelanda

Home  Mapa del Site   Anunciar

  English
  Português
Nueva Zelanda Ciudades Estudiar Turismo Trabajar Hospedaje Visas Diversos
Tópicos: Ciudades

Isla Norte

  Auckland
  Bay of Plenty
  Coromandel
  Eastland
  Gisborne
  Hamilton
  Napier
  Northland
  Rotorua
  Taupo
  Tongariro
  Whakatane
  Wellington

 Isla Sur

  Christchurch
  Dunedin
  Fiordland
  Glaciers
  Kaikoura
  Nelson & Picton
  Wanaka

 

 

Link Patrocinado

 Queenstown 

Click for Queenstown, New Zealand Forecast

Queenstown es conocida en los cuatro cantos del mundo como la capital mundial de los deportes radicales, y es uno de los "Top" destinos turísticos en Nueva Zelanda, en la Isla del Sur. Hace jus al nombre, pues sólo una ciudad de la reina, podría ser tan bella. Queenstown se queda a los márgenes de un lago cristalino, arrodeado por montañas altas que compone un paisaje de sueños. Además simpática y pequeña, la ciudad es silenciosa con discreto movimiento de vehículos en las calles, siendo que se puede fácilmente andar a pie toda su extensión. La población fija es de solamente 9 mil buenas almas, pero es agraciada con una verdadera invasión anual de turistas, que llega a doblar el movimiento en la ciudad. No faltan atractivos y cosas para hacer en Queenstown, y la única limitación, va a ser su bolsillo.

La ciudad en sí es uno atractivo, con calles reservadas sólo para peatónes y construcciones restauradas del siglo pasado (foto). Un mundo de tiendas de souvenir, venden de todo que una oveja jamás imaginaría, con varios artefactos de lana y también en madera, deliciosos tipos de miel además de Arte Maori. En la calle que margeia el lago, cafés ofrecen bebidas y comidas típicas de la NZ, como por ejemplo, Costilla de Carnero con 3 vegetales, (Rack of Lamb with Vegies) además de óptima carta de vinos y cervezas. Por ser área altamente turística, los precios son igualmente turísticos, pero fácilmente digeridos con la bella vista del lago. Para los contenidos, los restaurantes y take-aways fuera de la orilla tienen cartas más en cuenta, normalmente con comida asiática. En el pequeño y bonito Centro comercial, irá a encontrar los fast foods tradicionales. También en la orilla, uno cales con barcos, lanchas, y otras trapizongas inventadas por los Kiwis, ofrecen diversos tipos de tours acuáticos para todos los gustos. Desde contemplativos, hasta del tipo que el corazón sale por la boca. Un poco para dentro, en la base del monte, un teleférico te llevará hasta el tope, donde se puede vislumbrar la ciudad e inmediaciones con ojos de águila (foto en el tope de la página). Allá encima, otras atracciones le esperan, desde un Luge similar a lo de Rotorua, hasta efectuar un horripilante Bungy Jump. Si usted desear, podrá descender en un vuelo doble de Paraglider y dispensar el Teleférico. Ya el romántico turista, podrá ir a la noche cena en el restaurante, con las luces de la ciudad cintilando allá en bajo. Un clima perfecto para un bueno enamoro.

Las Montañas opuesta a la ciudad son llamadas de "Remarkables", pues es imposible no verlas. Durante los meses de Invierno (Junio/Octubre) esos paredones rocosos cubiertos de nieve, se transforman en una de las más concursadas Estaciones de Esqui de Nueva Zelanda. Sin culos de todo el mundo, y esquiadores profesionales y fotógrafos de tumbos, son atraídos por la excelente suavidad y cobertura de nieve. Además de eso, shows de música ruedan en ese periodo, inundando la ciudad de turistas y actividades. En Julio, competiciones y festivales acontecen tanto en la ciudad cuanto encima de la montaña, y prosiguen hasta tarde de la noche, con auxilio de antorchas y luces colocadas al largo del trayecto. El visual es lindo, y acompañado de un buen coñac o chocolate caliente, da hasta para olvidar que la temperatura está abajo de cero. Usted puede alquilar todo el equipamiento necesario en la ciudad o allá encima. En la ciudad a las veces es más barato, pero usted tendrá que cargar todo hasta allá encima incluyendo las ropas. De entre el equipo destacamos, ropa impermeable, madriguera de lana, abrigo, visor o gafas oscuras, guantes, bastiones, media sobresaliente, skis o snowboard, protector solar, y todo más pertinente a deportes de nieve, incluyendo almohada para principiantes, y claro la tarjeta de credito.

Pista comprobada: si alquilar en la ciudad, no deje de tener certeza que las botas de esqui son amigas de sus pies. Bota de esqui, es la cosa más desconfortável del mundo, y si usted llegar en la montaña, y constatar que está apretando los dedos, va a pasar el pie que el diablo amasó (la no ser que quiera descender y subir 2000 metros para intercambiar). La pista es alquilar las ropas de frío en la ciudad, y las botas y esquis allá encima, o mejor aún, todo allá encima y intercambiando la facilidad por la economía.

Deportes Radicales hicieron la fama de la ciudad, y pueden ser encontrados en casi todas las esquinas y buenas casas del ramo. El intrépido turista podrá escoger desde S-Radical (soft) hasta XXXH (extra hard). Uno de los tours que recomendamos, es lo del paseo triple, que consiste en salir volando de helicóptero por dentro de un vale angosto, haciendo curvas de asustar defunto, hasta pousar en la grava seca en la riba de un río. De allá, se viste el traje apropiado para descender las corredeiras del dicho cuyo en balsas inflables. Después de una congelante guerra de agua helada entre las balsas, el encharcado turista, desciende por diversas cascadas, como se estuviera entrenando para un rodeo. A lo depararse con un río sin salida, el dudoso turista nota que la única salida es por un túnel en la roca, con más de 170 metros de largura, y en declive. Al ver la luz en el fin del túnel, usted  ni imagina que irá a ser proyectado como una bala para fuera, por encima de una cascada, con la balsa reposando tranquila, en márgenes plácidos. Todo estilo Indiana Jones. Pero espere que aún tiene más....Después de vestir ropas secas, el enxuto aventurero, sale la 100 km por hora en una lancha especialmente construida para piso en ríos con 2 palmos d'agua, haciendo curvas en alta velocidad, y pasando a unos milímetros de las gargantas apretadas del desfiladero. Como se eso no bastara, el hábil piloto desvía de piedras y bancos de arena que surgen de pronto, en el frente de la embarcación, con la consecuencia de provocar ojos esbugalhados en los electrificados turistas. La aventura acaba con la lancha efectuando un giro de 360 grados en su propio eje (foto), quitando urros de los descabelados turistas. Ya en tierra firme, un espectacular asado de salchicha en el pan es ofrecido como cortesía, para calmar su corazón. El relajado turista sonríe de placer.

Antes del túnel La luz en el fin del túnel Escupida de túnel
Curiosidad: Durante el paseo arriba, varias fotos son quitadas de su emocionante aventura, y son opcionales de comprar. Pero el gran detalle, es que ellas son enviadas de la montaña para la ciudad a través de palomos- correos que llevan las tarjetas de memoria en compartimentos en la pierna. Los palomos hacen el largo trayecto en sólo 5 minutos, mucho más rápido que enviar todas las fotos por la internet. Esa operación es un 99% segura y garantizada, y el fotogênico turista al llegar en la ciudad, encontrará sus fotos ya impresas en papel o en camisetas. Tecnología 100% Kiwi.

Otras Atracciones y Tours de Queenstown - Allá existen aproximadamente unas 270 diferentes opciones de cosas para hacer, desde tours más contemplativos hasta los super electrizantes. Futuramente, vamos a intentar listarlos en este website, pero de momento, se queda una idea general. Sugerimos que reserve algo en torno a NZ$ 200 por día, por persona, para hacer los paseos más interessantes. Lo que citamos arriba, costó NZ$ 229, y duró cerca de 6 horas. El más famoso Bungy Jump (foto) por ejemplo, cuesta NZ$ 199 cuanto esta pagina fue escrita. Se queda difícil describir todo, porque ellos pasaron a ofrecer combos o paseos combinados, y esos se desdoblan en zillones de opciones. Lo que sugerimos, es que el primero día en Queenstown el intrépido turista entre en todas las tiendas que ofrecen tours, y leve las toneladas de folletos que ellos ofrecen para estudiar en el cuarto. Casi ninguna atracción en Queenstown cuesta menos de NZ$ 40. Las únicas que nos acordamos son el teleférico, barco a la vapor, el mini-golf y el cine (este es bien interesante, en el estilo antiguo) pero deben haber muchas otras más. Para el resto, un tío rico sería su mejor compañero de viaje. Acomodación barata puede ser problemática durante el alta temporada y en general son turísticamente más caras que en otros centros. Si usted nunca tuvo dudas sobre decidir que tour hacer, Queenstown probablemente irá dejarle corriendo de la sala para la cocina. Las opciones son tantas, pero tantas, que haya the money.

Cursos en Queenstown

Atracciones Turísticas en Queenstown

Distancias de Queenstown hasta:

Christchurch 488 km 7 horas
Picton 830 km  13 horas y 15 min
Dunedin 281 km 4 horas y 25 min
Te Anau 175 km 2 horas y 30 min.
Google Web Portal

 

 

 

 

 | Termos de uso Privacidad | Quienes somos Anunciar | Contactos |                                                      

© Portal Oceania.com - Todos los derechos reservados - Prohibida la reproducción de textos y fotos sin autorización.